">

¿Quién depende de quien? Paciente o cuidador

¿Quién depende de quien? Paciente o cuidador

¿Cuál es el papel de los cuidadores de personas dependientes?

Los cuidadores de las personas que padecen enfermedades crónicas son unas figuras fundamentales para los pacientes que, en la mayoría de las ocasiones, no se reconoce lo suficiente. 

Actualmente la figura del cuidador del enfermo ha recaído principalmente en la familia o en su entorno más directo. En este proceso las familias han ido adquiriendo los conocimientos para su cuidado que anteriormente sólo podrían tener personas profesionalmente formadas 

En nuestro país más de un millón y medio de personas en situación de dependencia reciben los cuidados de estas personas que les ayudan a satisfacer sus necesidades y a tener un nivel de vida adecuado. 

El perfil de los cuidadores responde a mujeres de entre 45 y 65 años en su mayoría y su labor diaria implica numerosos esfuerzos en cuanto a energía y tiempo que suele afectar a sus relaciones con el resto de familiares y amigos, a su situación laboral y a su estado anímico. Circunstancias que a su vez influirán, a largo plazo, en su propia salud.

En este sentido, además de aprender a afrontar la mejor manera de hacerse cargo de las diversas tareas que lleva asociado el cuidado de un familiar, es importante cuidar la salud física y mental.

Según la Guía Básica de Autocuidado para Personas Cuidadoras estas personas que dedican gran parte de su vida a cuidar de otros dependientes, además de los derechos que tenemos todos los ciudadanos, cuentan con una serie de derechos específicos que derivan de su propia situación. Derechos de cuidador:

  1. A dedicar tiempo a ellos mismos sin tener sentimientos de culpa.
  2. A experimentar sentimientos negativos por ver a su familiar enfermo.
  3. A solicitar información sobre todo aquello que no comprendan.
  4. A buscar soluciones a problemas que se ajustan a sus necesidades y a las de sus familiares.
  5. A ser tratados con respeto por aquellos a quienes se les solicita ayuda.
  6. A equivocarse.
  7. A ser reconocidos como miembros valiosos de la familia.
  8. A ser reconocidos como miembros valiosos de la sociedad.
  9. A aprender y a disfrutar del tiempo para aprender.
  10. A expresar sus sentimientos.
  11. A poner límites a las demandas excesivas.
  12. A cuidar de su futuro.

Para hacer más llevadero el esfuerzo que representa ser el cuidador de un paciente además de los problemas en salud que esto atrae Actipulse, ofrece una alternativa costo-efectiva que ayuda a los pacientes con patologías neurológicas, psicológicas y psiquiátricas a poder desarrollarse con  normalidad en nuestra sociedad, así como ser mas independientes y gozar de una mayor calidad de vida.


ELSIEVER, Guía básica de autocuidado para personas cuidadoras

Artículos Relacionados

Adicción al Sexo
Escrito por Actipulse | febrero 14, 2020
Adicción al sexo | Factores que indican un desorden sexual
El desorden hipersexual se caracteriza por fantasías continuas, deseos y comportamientos sexuales que no se pueden detener, los cuales producen dificultades para llevar a cabo la vida diaria. En este...
Demencia
Escrito por Actipulse | febrero 5, 2020
Demencia por cuerpos de Lewis ¿Cómo identificarla?
La demencia por cuerpos de Lewy es una enfermedad neurodegenerativa y progresiva causada por la acumulación de proteínas en el cerebro, en especial en zonas relacionadas con el pensamiento, memoria...
Escrito por Actipulse | enero 23, 2020
¿Una nueva esperanza en la rehabilitación de daño cerebral?
Una de las consecuencias más importantes del daño cerebral traumático que causa lesiones axonales difusas es el deterioro cognitivo que las acompaña. Debido a las características de esta enfermedad, pocos...